Encuentro

No sabe lo que significa que otra persona le procure placer. Cada noche piensa en ello, en lo joven que es aún. Las películas muestran el territorio prohibido, inaccesible. Escucha canciones que hablan de eso y piensa en cómo será el día que llegue su hombre. Sólo puede haber uno en el mundo. De eso está segura.
Se levanta apoyando el pie derecho con suavidad en la madera. Estira los músculos y comienza a caminar. Al encender la luz del baño ya está frente al espejo. Le gustaré, piensa. Será perfecto el encuentro. Pasa las manos por el contorno de la chica que ve. Ella observa. Y sin saber bien la razón busca su sexo con la mano derecha. Nadie lo ha hecho nunca. La chica que ve sonríe. Ella agradece entornando los ojos y pasando la lengua por los labios.


Comentarios cerrados.