Nombres (1)

Michela.
Cierra su ordenador portátil y se sienta junto a la perra. Deja que se arrime a ella para juguetear con el pelo corto y erizado del lomo.
Sabe cómo es, qué es lo que quiere, dónde podría mirar para encontrar el territorio de la belleza apenas oculto en cada forma de las cosas. Pero acaricia el lomo del animal. Sólo hace eso.
Suena el teléfono. Duda si debe contestar o no. Finalmente, lo hace con cierta desidia. Abre un poco más los ojos. Rosetones góticos. Vuelve la mirada multicolor. Y sonríe. Retira el animal con cuidado para incorporarse. Escucha lo que necesitaba. Justo lo que era preciso.
Cuelga. Va hasta el aseo. Busca entre cajas y frascos. Cosmética. A mí esto me sobra, murmura. Y en el espejo ve un futuro cercano. Multiplica su vida por dos.
© Del Texto: Gabriel Ramírez Lozano


6 Respuestas en “Nombres (1)”